Local

Perderán clases 16 mil alumnos por impago a maestros

Karen Cano/
El Diario de Juárez | Lunes 16 Abril 2018 | 00:00:00 hrs

Archivo/El Diario de Juárez |

Unos 3 mil profesores agremiados a la Sección 42 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) iniciarán mañana un paro de labores por tiempo indefinido en unas 240 escuelas de nivel preescolar, primaria y secundaria –afectando a unos 16 mil alumnos–, luego de que Gobierno del Estado no cumpliera con el pago de sueldos devengados y prestaciones que se les adeudan.


Lo anterior fue informado por la coordinadora local del SNTE 42, Erika Bolaños, la misma que encabezó las manifestaciones desarrolladas en la ciudad el pasado mes, cuando se llegó al acuerdo de que todo lo adeudado les sería pagado en esta quincena.

“A partir del martes iniciaremos con un paro indefinido, a nivel estatal, hasta obtener una respuesta de las autoridades sobre el pago de noveles e interinos”, dijo.

En la localidad, con estas acciones se verán afectados unos 240 planteles.

Aunque no está determinado el número de estudiantes que se quedarán sin clases, anteriormente había estimado que hay 16 mil alumnos bajo la tutela de los profesores agremiados al SNTE en la localidad.

El pasado 21 de marzo, los sindicalizados salieron a las calles en caravana hacia las oficinas de Gobierno del estado, en donde exigieron el pago atrasado a noveles e interinos, así como el pago prestaciones adquiridas por el sindicato, como son tiempo completo mixto, 3/4 de tiempo, horas extra curriculares IRP, escalafón de PAAE y otras.

Entonces se había llegado al acuerdo entre representantes de gobierno y el líder sindical estatal, Ever Avitia, de que todo lo adeudado sería liquidado en la quincena pasada a esta.

Sin embargo, la semana pasada, denunciaron que sólo han cumplido con algunos interinos y noveles – profesores que acaban de ingresar a la plaza o que la están buscando y trabajan por honorarios–. Mientras que las prestaciones siguen sin ser pagadas.

Por ello, el pasado miércoles se pronunciaron a través de cartulinas y mantas que colocaron al exterior de las escuelas en las que trabajan, y declararon estar trabajando bajo protesta.

Asimismo, salieron a dar clases fuera del aula, para dejar clara su inconformidad.

“Hemos priorizado la atención y el derecho que tienen los niños a la educación, pero después de un año y medio en el que hemos realizado unas 28 acciones en exigencia de nuestros derechos, no se nos ha dado una respuesta”, dijo Bolaño.

Dijo que hoy las clases se desarrollarían con normalidad, y que el diálogo con los padres y madres está presente, y que en su mayoría les han expresado solidaridad. (Karen Cano / El Diario)

[email protected]




notas relacionadas

comentarios