El Paso

Rechazan meseros ceder propinas a empleadores

Sabrina Zuniga
El Diario de El Paso | Martes 13 Febrero 2018 | 00:00:00 hrs

Internet / Las gratificaciones serían administradas por los dueños de los negocios, proponen

La administración Trump propuso este mes que sean los dueños de restaurantes y negocios quienes manejen las propinas que los clientes dejen en mesas, barras y cuartos de hotel.


De acuerdo con la Oficina del Inspector General del Departamento de Trabajo, este dictamen se aplicaría a los empleados que perciban ya el salario mínimo federal de 7.25 dólares por hora. Por lo general, meseros, camareras, valets y cantineros están exentos de ganar el mínimo, precisamente por las propinas que reciben.

La propuesta de ley sugiere a los propietarios de negocios establecer un ‘colectivo de propinas’ para repartir entre todos los empleados, aunque no tengan contacto con el cliente, algo que beneficiaría a lavaplatos, cocineros, anfitriones y otros puestos.

En El Paso, los trabajadores de servicio que reciben salario mínimo pero dependen de las propinas para mejorar sus ingresos son quienes se verían impactados.

“Las propinas son básicamente lo que me ayuda a pagar las deudas”, dijo Erick Solano, mesero de un restaurante de cortes y hamburguesas ubicado sobre Airway Boulevard.

Giovanna Valezzi, quien se ha dedicado a la industria restaurantera por más de 10 años, mencionó que en El Paso, “es raro el mesero o persona de servicio que se le pague el salario mínimo”.

Agregó que muchos restaurantes locales y de franquicias agregan un cargo de servicio porcentual al final de la cuenta, mismo que se va para los demás trabajadores, pero además de ese cobro, se deja la propina al mesero”, explicó.

Y es que de acuerdo con Valezzi, en promedio la propina que cada comensal deja en un restaurante puede llegar al 20 por ciento del total del consumo, y la misma es de carácter casi obligatorio.

Las propinas representan unos 6 billones de dólares anuales a nivel nacional, según un estudio aprobado por el Departamento del Trabajo, los cuales pasarían a ser propiedad de los dueños en caso de que la administración Trump implemente su propuesta.

Valezzi destacó que pagar la renta, los costos de transporte y de comida de la mayoría de los meseros locales, va de acuerdo con los clientes del restaurante que cumplen con la norma de propina de 15 a 20 por ciento y otros que ofrecen lo que pueden.

“El promedio del pago por hora cuando eres mesero aquí en El Paso es de 2 dólares con 10 centavos. Sin embargo, las propinas son lo que ayuda a sustentar completamente los gastos de los meseros y de los que nos dedicamos al servicio al cliente”, expresó.



Los dueños se quedarían con el dinero



La declaración de la Oficina del Inspector General es que se está iniciando una auditoría del proceso de reglamentación utilizado por la División de Salarios y Horas. En la cual, se puede rescindir de partes de reglamentos de propinas emitidos de conformidad con la Ley de Normas Laborales Justas.

Sin embargo, funcionarios estatales y federales han manifestado su oposición, debido a que se abriría la posibilidad de que los empleadores se queden con las propinas sin repartirlas adecuadamente a sus empleados.

En Texas, de los casi 6.2 millones de trabajadores que se les pagó por hora el año pasado, aproximadamente 100 mil de ellos ganaron el salario mínimo federal vigente de 7.25 por hora, mientras que aproximadamente 141 mil trabajadores recibieron un pago menor, de acuerdo con el Buró de Estadísticas Laborales.

Los 242 mil trabajadores que ganan el salario mínimo federal o menos representan el 3.9 por ciento de todos los trabajadores asalariados por hora en el estado de Texas. En comparación a nivel nacional, aquellos que ganan el mínimo federal o menos representaron el 2.7 por ciento de la fuerza laboral remunerada por hora.

“Esta propuesta ayudaría a disminuir las disparidades salariales entre los trabajadores con y sin propinas”, explicó el Departamento de Trabajo en un comunicado.

Se añadió que los empleados ‘detrás del escenario’ contribuyen a la experiencia general del cliente, pero pueden recibir menos compensación que sus compañeros de trabajo con propinas.

[email protected]




comentarios