Espectáculos

Defienden relaciones inclusivas

Mauricio Ángel/Agencia Reforma | Jueves 08 Noviembre 2018 | 00:00:00 hrs

Archivo/El Diario /

Ciudad de México— Los melodramas donde lo importante es la búsqueda del amor no son exclusivos de la televisión mexicana.

También son parte de series y webnovelas mexicanas en YouTube, donde las producciones para la comunidad LGBTTTI (lesbianas, gays, bisexuales, transexuales, transgénero, travesti e intersexuales) han ido encontrando un espacio.

Entre los proyectos más recientes está ‘Con Lugar’, que sigue a jóvenes de la comunidad LGBTTTI de otros estados de la república que llegan a la CDMX en pos del amor, con el apoyo de amigos gays, lesbianas o transexuales.

"Hacemos una serie que aborda temáticas con las que la gente de la comunidad se puede sentir identificada. Al mismo tiempo, que sea una comedia también la vuelve digerible.

"Existe la necesidad de contenido, no había algo que contara estas historias de manera gratuita y eso ha ayudado a que le vaya muy bien. Hay comentarios positivos de toda América Latina, Estados Unidos y Canadá", comentó en entrevista Sabdyel Almazán, cocreador del programa.

Aunque son historias graciosas, el reto de estas historias es evitar la autocensura.

Sus escenas no son más explícitas que las de las telenovelas clásicas, pero despiertan otra respuesta por tratarse de encuentros entre hombres.

"'Con Lugar' no muestra más de lo que puede mostrar la telenovela, pero la diferencia es que la muestra con personas de la comunidad LGBTTTI y eso hace cierto ruido porque la gente no está tan acostumbrada", expresó Almazán.

En 2010 comenzó a emitirse la webnovela 'La Bastarda', sobre una chica que descubre tener una hermana gemela y, además, que su verdadero padre es un hombre rico.

Los mismos creadores lanzaron después ‘Ana la Chica Bolera’, donde una joven de buenos sentimientos trabaja boleando zapatos para pagar los medicamentos de un pariente enfermo.

Ambas webseries son actuadas por hombres vestidos de mujeres, que hacen burla de los clichés de las telenovelas, lo cual quedó en el gusto de la comunidad e inspiró después otras propuestas.

"Hay una gran cantidad de producciones web en otros países y veíamos que los intentos más cercanos eran ‘Ana la Chica Bolera’ y ‘La Bastarda’, pero estaban más enfocadas en la parodia de la telenovela.

"Sabíamos que había un público que quería contenido LGBTT porque el público de esas series estaba esperando contenido que pudiera llamarles la atención y entretenerlos. De alguna manera, todos estos proyectos suman", aseguró Almazán

 



comentarios





también te puede interesar