Estado

Pide Corral 1,500 mdp para cerrar el año

O. Chávez / I. Ramírez
El Diario | Jueves 06 Diciembre 2018 | 00:00:00 hrs

El Diario / El Palacio de Gobierno, en la capital del estado

Chihuahua— El gobernador del Estado, Javier Corral, declaró que solicitó a la Secretaría de Hacienda un adelanto de mil 500 millones de pesos de las participaciones federales del 2019, para hacer frente a los gastos de cierre del año, además de que ante el subsecretario de Hacienda, Arturo Herrera, expuso la necesidad de que le sean entregados a Chihuahua 900 millones de pesos como parte de los recursos del Fortafin.

Puntualizó que el adelanto de las participaciones se solicitó para diciembre y no para enero, ya que el Gobierno del Estado debe cumplir con el pago de nóminas, la segunda parte de aguinaldos y demás prestaciones.

“Y ya tuve la reunión con el subsecretario de Hacienda, aquí le acabo de entregar y me acaban de recibir la solicitud, le estoy pidiendo que nos adelante participaciones por mil 500 millones de pesos para pagarlas en 10 pagos, meses, de enero a octubre”, expuso.

Añadió que también le insistió al presidente Andrés Manuel López acerca del apoyo para el cierre fiscal a través del Fondo para el Fortalecimiento Financiero (Fortafin) y una vez que comprobaron que Chihuahua era el único al que no se le depositó, se comprometió a ayudar por medio de algún depósito en estos días.

“Ahorita por lo pronto, lo que debieron habernos depositado el gobierno anterior, 400 millones de pesos, y esperemos que esta suma pueda llegar por lo menos a los 900 que a Chihuahua le habían dado el año pasado, pero nuestra petición fue de mil 500 millones de pesos de Fortalecimiento Financiero y un adelanto de mil 500 millones de pesos de participaciones. Todo esto para diciembre”, concluyó.

A principios de semana Javier Corral declaró que la administración estatal no tiene recursos ni para pagar la nómina de sus empleados, por lo que se pidió el respaldo federal.

Cuestionan proyecto

Sin control sobre las tasas de interés y sin plan para aumentar la recaudación fiscal, la propuesta de una nueva reestructura de la deuda pública de Chihuahua fue criticada por especialistas que cuestionaron el proyecto presentado la semana pasada por el Gobierno estatal.

Ignacio Martínez, coordinador del Laboratorio de Análisis en Comercio, Economía y Negocios (LACEN) de la UNAM, reprobó que nuevamente se recurra a un refinanciamiento para intentar sanear las finanzas del estado.

“Cómo puede explicar el gobernador que en menos de tres años al frente del gobierno recurra a una nueva reestructura porque la primera no salió bien. El gobernador no está haciendo bien su trabajo, porque recontratar deuda es muy fácil, pero eso no afronta el problema de raíz, no ataca el déficit de la entidad y al contrario, compromete por más tiempo los ingresos de la entidad”, dijo el especialista.

Más que pensar en una nueva operación de refinanciamiento, Chihuahua debería buscar formas de aprovechar que la entidad es una de las que atrae mayor inversión en industria maquiladora de exportación, señaló el economista.

“Tendría el gobernador Corral que trabajar en dos cuestiones que no tienen que ver directamente la economía que son corrupción e inseguridad. Estos dos enormes flagelos, si el gobernador los afronta de manera precisa, la inversión fluye, eso es lo que hay que hacer, no buscar más deuda”, manifestó.

Además, el aviso de nuevas reglas fiscales para la frontera, debería ser un impulso a aprovechar por la administración estatal, dijo Martínez.

“¿Qué medidas van a tomar para atraer mayor inversión con relación a que habrá reducción de IVA e ISR? El gobernador Corral tiene excelentes oportunidades pero políticamente no quiere entrarle, por ejemplo, no quiere cobrar más impuestos porque esa es una medida impopular”, aseveró el especialista.

Además, dijo que el hecho de pedir a la Federación que se aumenten las participaciones y otras partidas presupuestales es parte de la “comodidad” para no generar recursos propios e incentivar la inversión.

El nuevo acuerdo comercial con Estados Unidos y Canadá, refirió, podría brindar nuevas oportunidades que, junto con la zona franca, debe aprovechar el Gobierno estatal para mejorar la política económica.

Martínez criticó también que el discurso del gobernador Corral sobre las finanzas estatales se refiera siempre a la mala condición del estado heredada tras la administración del exgobernador César Duarte.

“Lo de César Duarte fue hace más de tres años y desde entonces el gobernador sabía que estaban muy mal las finanzas, eso fue un discurso que sería bienvenido en su primer semestre de gobierno; que siga con ese discurso muestra que no sabe cómo hacer las cosas, tanto que financieramente hizo mal la colocación de deuda”, agregó.

En tanto, Kristóbal Meléndez, investigador del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), consideró que aunque hay beneficios inmediatos en las operaciones de refinanciamiento (como mejora en las tasas de interés), a largo plazo las reestructuras afectan la disposición de recursos y, con ello, la inversión en obra y el crecimiento económico.

“Las reestructuras generan en sí un efecto de mayor impacto a futuras generaciones, se dividiría entre más años, entonces eso sí afecta a más administraciones estatales en las cuales tendrían que estar solventando este pago por más años y esa es una gran desventaja porque aunque el beneficio sería inmediato, deja menor rango para programas sociales y se tienen que ir estirando los recursos”, mencionó.

Dijo además que hay que revisar las condiciones en las que se consigue la reestructura, puesto que si el ahorro es pequeño, comparado con el aumento de 25 años a la deuda, no habrá convenido la operación.

[email protected]

[email protected]



comentarios





también te puede interesar