Estados Unidos

Culpan a hombre de abuso a menores migrantes

Reforma | Lunes 10 Septiembre 2018 | 22:52 hrs

Los adolescentes detenidos por la patrulla fronteriza
Phoenix— Un extrabajador de un albergue para niños migrantes en Arizona fue declarado hoy culpable por un jurado federal estadunidense de una decena de cargos de abuso sexual a menores, cometidos en el refugio a ocho adolescentes durante casi un año.

La Oficina de la Procuradora Federal en Arizona informó este lunes que tras un juicio de siete días, el juez federal Steven P. Logan declaró culpable a Levian D. Pacheco de siete cargos de contacto sexual abusivo con un menor y tres cargos de abuso sexual de un menor, y dictará sentencia el 3 de diciembre próximo.

De acuerdo con las autoridades, Pacheco, de 25 años, abusó de varios menores cuando laboraba en Casa Kokopelli, operada por la compañía Southwest Key, en Mesa, Arizona, entre mayo de 2016 y julio de 2017.

Los menores estaban detenidos en el albergue tras haber cruzado la frontera de manera ilegal y se encontraban oficialmente en espera de una posible deportación.

Pacheco fue empleado como trabajador de cuidado juvenil en la instalación y estaba a cargo de supervisar a los menores. El jurado condenó a Pacheco por abusar de siete adolescentes, algunos en más de una ocasión.

"Garantizar la seguridad de todas las personas que se encuentran bajo custodia federal es de suma importancia para esta oficina", declaró la procuradora federal en Arizona, Elizabeth A. Strange.

"Este veredicto demuestra nuestro compromiso de asegurar la justicia para los adolescentes que el acusado abusó, y envía un mensaje a otros en posiciones de confianza de que estos crímenes no serán tolerados", indicó.

El caso de Pacheco destaca las denuncias de abusos y malas condiciones en los refugios que albergan a niños migrantes, que han estado en el reflector de la opinión pública de Estados Unidos tras la aplicación por la Administración del presidente Donald Trump de la política de cero tolerancia.

Bajo esta dirección, toda persona es detenida tras cruzar la frontera e inmediatamente es procesada y enjuiciada, lo que provocó que entre abril y mayo pasado casi tres mil niños fueran separados de sus padres, luego de ser detenidos cruzando juntos la frontera.

Las presuntas víctimas en el caso que involucra a Pacheco eran todos menores no acompañados, pero no está claro si fueron separados de sus padres o si viajaron solos a Estados Unidos.

En julio pasado ProPública difundió un extenso informe que documenta al menos 125 llamadas a la Policía para denunciar delitos sexuales en albergues que atienden principalmente a niños inmigrantes desde 2014.

Pacheco trabajó durante casi cuatro meses sin una verificación de antecedentes completa, según documentos.

Casa Kokopelli, la instalación donde trabajaba Pacheco, fue citada por el Departamento de Servicios de Salud de Arizona en 2017 por no completar las verificaciones de antecedentes, incluidas las huellas dactilares, para asegurarse de que los empleados no hayan cometido delitos sexuales y otros crímenes.

también te puede interesar