Local

Libre, madre que golpeó a bebé de 7 meses

Blanca Elizabeth Carmona
El Diario de Juárez | Sábado 25 Agosto 2018 | 16:38 hrs

Ciudad Juárez— La mamá de 18 años que presuntamente maltrató a su hija de siete meses de nacida, así como a su madre y hermana menor salió libre luego de que un Tribunal de Control consideró que era excesiva la medida cautelar de prisión preventiva.

Aunque la acusada Marlene Jazmín R.C., no pudo proporcionar ningún domicilio para ser notificada de las siguientes diligencias, la jueza de Control Dania Guadalupe Ramírez ordenó su libertad y le impuso como cautelares la obligación de separarse de forma inmediata del domicilio familiar, no acercarse ni comunicarse con las víctimas a excepción que podrá acudir a amamantar a su hija para garantizar el derecho de la bebé a la alimentación materna.

La jueza ordenó a la Secretaria de Seguridad Pública Municipal (SSPM) que una de sus agentes esté presente al momento que Marlene alimente a la niña, por temor a que pudiera agredirla e incluso ahorcarla como lo intentó contra su hermana menor.

En una audiencia realizada ayer en la cuarta sala de la “Ciudad Judicial”, una agente del Ministerio Público (MP) le expuso a la resolutora que el martes pasado a las 18:00 horas Marlene ejerció un acto abusivo de poder tendiente a agredir física y psicológicamente a su hija Alexa Yamilet C.R., así como a su madre Alma Rosa C., y a su hermana menor de edad, Damaris R.C.

Al parecer la acusada explotó en cólera y agredió a su hija porque le rayó las piernas con un marcador.

En ese acto ella (Marlene Jazmín) estrujaba a la bebé Alexa, aventándola a la orilla de la cama y provocando que se cayera al suelo”, acusó la representante social.

En ese momento la hermana menor de la sospechosa traía un celular en la mano, lo que presuntamente provocó que la joven la agrediera verbalmente.

Cuando la abuela tomó a la pequeña víctima para llevársela al exterior de la casa, ubicada en la colonia Paso del Norte, presuntamente Marlene Jazmín la alcanzó a jalar del cabello, luego le dio una cachetada y trató de arrebatarle a la pequeña Alexa. Enseguida volvió a tirar del cabello de su madre logrando derrumbarla.

Al ver lo anterior Damaris intervino para tratar de ayudar a su progenitora, pero presuntamente la acusada se subió arriba de ella para apretarle el cuello con ambas manos y al mismo tiempo le exigió que le entregara el celular y la insultó diciéndole que era una perra.

El hecho fue clasificado por la fiscal como violencia familiar previsto en el artículo 193 del Código Penal del Estado de Chihuahua.

En la etapa de medidas cautelares, la agente del MP le expuso a la jueza que la acusada representa un riesgo para las víctimas pues puede volver a lastimarlas. Además vivía en el mismo domicilio que las ofendidas y de ser encontrada culpable podría alcanzar una pena de uno a cinco años de prisión.

bcarmona@redaccion.diario.com.mx

notas relacionadas

también te puede interesar